lunes, 16 de febrero de 2015

Bizcocho de kumquats

Hoy una receta dulce, para empezar la semana con ganas y con energía!

No es un bizcocho cualquiera, es de los mejores bizcochos que he probado nunca y eso es difícil; la receta tiene su historia...como he contado alguna vez pertenezco a un grupo gastronómico "Pipirrana" donde todas somos cocinillas y nos gusta la buena mesa y cada vez que sacamos un plato a las demás se nos antoja, es lo que llamamos "pipiantojo"y en esta ocasión la culpable ha sido mi querida amiga Laura que cada vez que ponía la foto del bizcocho causaba furor..

Este año en casa compramos un arbolito pequeño de kumquats para ponerlo en el patio de casa, así que la reelección ha ido directa a este bizcocho.

A todo esto...conoces los kumquats?Pues son unas naranjas enanas procedentes de China, con una piel carnosa y muy dulce, así que para los postres viene genial. Tiene huesos dentro, que hay que quitarlos para que no amarguen la receta.

Espero que lo hagas, lo pruebes y me confirmes que te ha gustado!Eso si...cuidado que es adictivo!
A ver si mañana le hago una foto del corte y la pongo en Facebook y twitter

Feliz semana :-)






INGREDIENTES

-200 g de kumquats
-250 g de harina de repostería o harina de uso común
-3 huevos
-100 g de azúcar blanca
-50 g de azúcar panela
-3 gotas de stevia
-100 g de aceite de oliva virgen extra (Aove)
-1 sobre de levadura química
-1 pizca de canela

PREPARACIÓN

1-Lave los kumquats, quite los culillos y los huesos y ponga en el vaso junto con los huevos, el azúcar, la stevia y el aceite. Programe 3 min/37º/vel. 5

2-Incorpore la harina, la levadura y la canela. Mezcle 30 seg/vel. 4.

3-Vierta la mezcla en un molde pincelado con aceite de oliva (aove) e introduzca en el horno, previamente calentado a 180º, durante 30 minutos a 180º y 5 minutos más con el horno sin temperatura (en mi horno que no está demasiado católico fueron 5 minutos a 180º y 5 minutos más sin temperatura).

4-Saque del horno y deje 10 minutos para que se tiemble, entonces proceda a desmoldar con mucho cuidado y deje templar sobre una rejilla.
Publicar un comentario