lunes, 1 de junio de 2020

Leche de pipas y avellanas

Empezamos una nueva semana y un nuevo mes, ya estamos en junio al que le damos la bienvenida esperando que venga cargado de cosas muy buenas y noticias estupendas.

Hoy traigo una bebida casera, leche de pipas y avellanas, la que se ha convertido en mi bebida favorita por su sabor y su consistencia, muy rica tomarla sola o con tu té o café.

Si me sigues sabrás que me encanta experimentar, que siempre estoy pensando en recetas nuevas y por eso se me ocurrió mezclar pipas de calabaza y girasol con avellanas para ver si estaba rica la bebida y acerté hasta el punto de convertirse en la primera en mi lista de leches caseras favoritas.

Los restos de la leche los he usado para hacer 2 versiones de pan, ambos muy buenos y que te mostraré en los próximos días.

Hacer la leche en casa es un lujo, es verdad que lo peor es colarla pero si tienes tiempo es una gozada.

Feliz día y feliz semana.








INGREDIENTES
-35 g pipas de girasol
-50 g pipas de calabaza
-50 g avellanas tostadas
-1 dátil menjoul
-1 cucharada de aceite de sésamo
-1450 g de agua (950 + 500)

PREPARACIÓN
1-Ponga en un bol cubiertas de agua las pipas y la avellanas y deje reposar al menos 6 horas.

2-Transcurrido el tiempo de reposo cuele y ponga en el vaso de su thermomix junto al dátil, el aceite de sésamo y 950 g de agua. Programe 6 min/90º/vel. 6, a continuación agregue los 500 g de agua restantes y programe 5 min/70º/vel. 4.

3-Cuele a través de una bolsa de tela o colador fino y deposite en botellas de cristal o la mayor parte en una botella de cristal y el resto en un tarro o jarra bien cerrados.

4-Reserve los restos para incorporar en recetas de pan o dulces. Se puede congelar y sacar cuando se necesite.


2 comentarios:

Cecília dijo...

Hola!
No se me hubiera ocurrido esta mezcla. Siempre me hago las leches vegetales y desde luego voy a probar ésta.
Gracias por la idea!!

Gemma Ramos Borrego dijo...

Hola Cecilia! Me alegro mucho que te haya gustado la receta, como me encantan los experimentos voy probando y es verdad que esta leche sale súper buena.
Un abrazo