Tomate frito

Hoy toca una receta que nos sirva de base para muchos platos, así que la elegida es tomate frito casero.
Lo mejor de hacer tomate frito en casa es que le pones los ingredientes que te gustan, sabes la calidad de lo que contiene y sobre todo no lleva colorantes ni conservantes artificiales.

Los tomates fritos que venden no suelen gustarme porque los encuentro muy dulces, no entiendo el porqué de añadir azúcar a todo, tiene que saber a tomate y no a otra cosa.

Una vez hecho lo puedes guardar en la nevera y te dura muchos días en su bote de cristal bien cerrado.

Me viene muy bien tener preparado para poner en recetas como huevos al plato, una receta que ha hecho mi madre de toda la vida y que publicaré en los próximos días.

Desearte una feliz semana y un maravilloso lunes.





INGREDIENTES (Para 1 bote como el de la foto)
-950 g de tomates rojos y maduros 
-1 cebolla pequeña (50 g)
-35 g de tomate concentrado
-35 g de AOVE (Aceite de oliva virgen extra)
-1 cucharadita de sal
-2 cucharaditas de orégano
-2 cucharaditas de cúrcuma

PREPARACIÓN (en thermomix)
1-Ponga en el vaso todos los ingredientes y triture 40 seg/vel. 5-10. Baje los restos hacia el interior del vaso y las cuchillas y programe 25 min/varoma/vel. 2. Cuando falten 10 minutos para finalizar el tiempo programado, quite el cubilete y sustituya por el cestillo, para que evapore más y se concentre.

2-Finalizado el tiempo envase en un bote de cristal, deje enfriar y guarde tapado en el frigorífico hasta el momento de usar.



Publicar un comentario

0 Comentarios